¿Cómo identificar y neutralizar un troll?

Inicio > Marketing online > ¿Cómo identificar y neutralizar un troll?

¿Alguna vez has conocido a un troll de Internet? Un troll, es una clase especial de un sociópata.

Estos individuos desagradables son los sádicos del reino digital, los desajustados misántropos de la era de la información.

A diferencia de una persona normal, cuando un troll entra en una discusión online, él no está buscando la verdad o aclaración.

Por lo general, ni siquiera sabe cómo debatir de una manera inteligente. Todo lo que quiere hacer es infligir dolor, ridículo y humillación a una persona objetivo.

Encontrar un troll, puede ser una experiencia inquietante, incluso espantosa para alguien que no ha tenido que lidiar con uno.

Puede ser un acontecimiento inesperado, un giro extraño que lleva la discusión a otro nivel. Te hace bajar la guardia y terminas luchando para defender tu punto, en vez de interactuar en el tema.

¿Cómo puedo identificar a un Troll?

Vamos a ver un escenario típico:

Estás publicando comentarios en un blog, foro o plataforma de medios sociales como Facebook o Twitter.

Probablemente hay otras personas que se expresan, algunas están de acuerdo contigo y te apoyan, otras están en desacuerdo y tratan de desmentir sus afirmaciones.

La conversación es acalorada o apasionada, pero civilizada. Las opiniones fuertes se expresan y contrarrestan con otros puntos de vista estridentes.

De repente, alguien, usualmente anónimo o usando un apodo (seudónimo), comienza a atacarte.

Pueden emplear un lenguaje sucio, insultos salvajes y hasta unas malas interpretaciones que en general parecen de locos.

A menudo pondrán palabras en tu boca, a lo largo de las líneas como “Así que lo que tú estás diciendo es …” o “Como usted sólo está interesado en …”

La principal herramienta del troll, es la acusación.

Es una forma de tortura psicológica, romperte al convertir tus palabras en tu contra, retorciendo tus afirmaciones y golpeando un aspecto de tu punto de vista.

No importa lo que declares, el troll lo cuestiona todo, pero igual como si fuera una persona.Debes entender inmediatamente esto: eres su objetivo y de frente te estará atacando.

Los ataques personales a menudo son prohibidos en los foros, y no se toleran en los blogs y redes sociales.

Los administradores tienden a bloquear y eliminar a cualquier persona que se involucra en un comportamiento “trolista”.

Troll feo muy feo

¿Cómo se comportan los Trolls?

El troll no le importa. Los trolls no siguen las reglas o los términos del servicio. Saltan de una plataforma y un hilo de conversación a otro, causando tanto daño como sea posible.

Si son expulsados ​​de un sitio, intentarán devolverlos, usando un nombre de usuario diferente o un equipo diferente.

Los trolls son fáciles de reconocer por su modo de operación. Ellos nunca te felicitaran por una declaración inteligente que hayas escrito, o jamás admiten que tu pregunta es difícil de responder, o tonificar la retórica con un emoticono sonriente. ¡JAMÁS!!!

Los trolls acosan e insultan. Los trolls agitan sin descanso. Les encanta encender a otros.

Ellos disfrutan causando dolor, haciendo que otra persona se sienta mal. Los trolls pasarán rápidamente de una discusión seria sobre un tema a un asalto personal de forma sostenida.

El objetivo de un troll, es interrumpir una discusión online, escogiendo a una persona, o a todos los que se expresan en relación a un punto de vista particular.

Los Trolls también invadirán una presentación en un canal de videoconferencia en vivo o un podcast de audio donde la gente pueda llamar por teléfono y hacerle preguntas al presentador.

Un Troll en plena acción en un programa de radio

Hace unos meses estaba escuchando un programa en radio online, precisamente el tema era sobre cómo se identificaba un Troll y como neutralizarlo.

Alguien llamó al estudio en línea y lo conectaron con el programa. Inmediatamente, en lugar de agradecer al presentador por tomar su llamada, empezó a atacar.

“No has mencionado al troll inteligente, ¿por qué?” –preguntó el Troll, todo pomposo, con una profunda voz de profesor. El presentador respondió: “No hay tal cosa señor, no existe un troll inteligente, eso es una contradicción, una imposibilidad”.

Le dejaron molestar durante varios minutos, principalmente para demostrarnos a la audiencia de que dicha persona era un troll, cómo se comportaba, y cómo se debía manejar a un troll.

El presentador continuó, y le respondió: “Una persona inteligente no escoge peleas con la gente sólo por una emoción sádica”.

Él seguía tratando de avanzar con la idea de que los trolls inteligentes si existen y deben ser respetados por su alto coeficiente intelectual.

El presentador le puso una trampa y le preguntó: “¿Te consideras un troll inteligente?” Él respondió: “Creo que hay un troll pequeño en todo el mundo”

Cortó al troll diciendo, “Bueno, si usted tiene algo más que decir sobre el supuesto troll inteligente, adelante y dígalo; de lo contrario, voy a volver al tema de mi show.”

Empezó a murmurar otra acusación sobre cómo se negaba a reconocer al “troll inteligente” y le colgaron en medio de la frase.

 No alimentes a los Trolls

¿Cómo derrotar a un troll?

Aqui hay te dejo unos consejos rápidos sobre cómo derrotar a un Troll, y no dejar que te venza.

(1)  Ignora al troll.

Sólo se niega a interactuar con él. Responde a otros en la discusión online, pero siempre debes evitar al troll y no responder a ninguna de sus acusaciones u observaciones.

(2)  Publica “no alimente a los trolls” en el hilo del debate, y deja la conversación.

Deja que otros se ocupen de él si quieren. Simplemente identifica al perturbador como un troll y continúa con otros sitios web o actividades.

Si una persona está troleando a través de un correo electrónico, simplemente deja de abrir y leer sus mensajes.

Te recomiendo hacer una lista negra para evitar que te envíen mensajes por correo electrónico.

Si está en Facebook, bloquéalo – no sólo lo eliminas de tu lista de amigos, también debes bloquearlo – y denuncialo como abusivo.

(3)  Sigue martillando su punto de vista y nunca vayas a ceder.

Si deseas molestar al troll en un corto tiempo, sólo para darle un poco de su propia medicina, puedes reafirmar sin descanso tu opinión, ignorándolo como si no estuvieras leyendo sus comentarios.

(4)  Interpreta mal sus declaraciones.

Esta es una técnica muy eficaz para descarrilar a un troll y hacerlos molestar. Incluso puedes provocar al troll a renunciar y dejar el hilo de la conversación. O voltear lo que dicen y hacerle parecer que el troll está de acuerdo contigo. “Estoy de acuerdo. Gracias por ver mi punto de vista. Parece que estamos en la misma página ahora”. Y así esperar a ver su reacción de cómo le has hecho una buena jugada.

(5)  Elogia al troll de una manera ficticia para que se traduzca en una reprimenda.

“Estás tan increíblemente bien informado, eres la persona más inteligente de todo el universo y todos deben sentarse a tus pies y absorber tu sabiduría. Nadie puede discutir contigo, porque tienes todas las respuestas”. A continuación, dejas la discusión con un “Tú triste y tonto troll”.

Conclusiones

Recuerda que el único propósito de un troll es antagonizar y causar problemas. No tiene sentido tratar de razonar con un troll.

Todo lo que quieren hacer es lanzar insultos e incriminaciones. Ellos quieren hacer que te enojes, te molestes, confundirte y exasperante.

Ellos quieren hacerse cargo de la conversación y replantearse como un análisis de lo malo o estúpido que sea cual sea el tema del que estén hablando.

Los trolls pueden haber sido víctimas de un culto de control de la mente basado en personas humillantes para hacerlos entrar en el modo de fusión, por lo que pueden reemplazar a una personalidad por el adoctrinamiento de su culto.

Otras veces puedes sospechar que un troll ha sido abusado por un psiquiatra pícaro que estaba interesado en desmantelar el yo interno de una persona y luego manipular a la víctima indefensa.

No importa cuál sea su origen, los trolls disfrutan de la lluvia en los desfiles, atacar maliciosamente a personas inocentes y actuar como un depredador verbal.

El trolling puede convertirse en un cyberstalking y cyberbullying (intención de causar daño grave o incluso suicidio).

Aprende a reconocer rápidamente a un troll y habrás ganado la mitad de la batalla.

Ensuciar con ellos brevemente para exponer su verdadera naturaleza a otros en la audiencia o la discusión, a continuación, patearlos a la acera dejando la conversación. Si es necesario, informe al troll a un administrador.

#SeguimosEnLínea

Rating: 5.0. From 3 votes.
Please wait...
2017-10-31T19:21:46+00:00

Deje su comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies